domingo, 28 de marzo de 2010

Ninonino. Parque de Bomberos Municipal, Donostia

Posted by Picasa
no quedaban tallas

Rugby Top 14. Biarritz Olympique-Stade Toulousain. Anoeta, Donostia

el BOPB jugó en su segunda casa y venció a los "tolosarras"

Que el rugby sea deporte nacional (y no "el" deporte nacional) en Francia es uno de esos detalles donde decididamente los franceses nos llevan ventaja.

Ametzagaina, Donostia

posando cual grupo de rock

Hay un puente viejo que es la primera vez que pasaba, una ermita renovada, coquetísima, llamada de la Virgen de Uba, y un parque forestal que me va siendo ya menos misterioso, el de Ametzagaina.

miércoles, 24 de marzo de 2010

martes, 23 de marzo de 2010

Azkarate IV. Valle de Araitz, Montaña Vasca



Posted by Picasa

Más mirar esas recortadas crestas, recortes contra el cielo, o contra las nubes. Buitres sobrevolando o recortando a su vez los recortes. Desgasto el Balerdi con la mirada.

Amigos nuevos, antiguos siempre nuevos.

Niños, siempre explorando sus límites (y los de los demás).

Aprendemos a hacer jabón natural. Natural será, pero de momento quema.

Queso de leche de oveja. ¿Qué será de esos prados sin rebaños de latxas? No habrá prados.

Belardiak. Balerdiak.

La Carretera (The Road). Cormac McCarthy


Rescato un párrafo, pero transcribiría la novela completa:

"Cruzar aquella región costrosa y gris les llevó dos días. Más allá la carretera seguía la cresta de un cerro a ambos lados del cual el monte árido descendía. Está nevando, dijo el chico. Miró al cielo. Un solitario copo grisáceo que cayera de un tamiz. Lo atrapó en la palma de su mano y lo vio expirar como la postrera hostia de la cristiandad".

Emocionante novela.

martes, 16 de marzo de 2010

Mercadillo Donostitruk. Plaza Easo, Donostia



Posted by Picasa
Plaza Easo, Donostia
Ilustre clienta
El Equipo "A"

Los segundos sábados de cada mes tenemos los donostiarras y vecinos aledaños la oportunidad de procurarnos objetos de 2ª mano, muchos de ellos a precios realmente irrisorios, en el mercadillo Donostitruk de la Plaza Easo.

A veces, como en el caso de nuestras amigas C y R (Cristiana y Ronalda) el importe íntegro de la recaudación va para causas que merecen mucho la pena.

domingo, 14 de marzo de 2010

Lapakiza Linzola 2100 Cresta Oeste. Linza-Valle de Ansó, Pirineos


Si el Pirineo se reduciese a los Valles Occidentales de Roncal y Ansó, aun así nos quedarían cimas, recorridos, vías y recovecos por disfrutar. Podríamos pasarnos toda una vida montañera allí.

Quimboa, Espelunga, Ezkaurre Txiki, Lapakiza, Soumcoy, Añelarra, Sobarcal, Mallo Gorreta, Anzotiello, Txamantxoia, ... ¿soy montañero? Parece que sí. Pero no he conocido aun ninguna de estas cimas. Buena, una de ellas sí: "La Paquita", como decía C.

El valle está limpio, pero la nieve está en excelentes condiciones. Una semana para la primavera, y siguen manteniéndose unas temperaturas de riguroso invierno. Sólo deciros que mi compa, A, al que siempre le sobra el gorro, hoy no se lo ha quitado.

Remolinos de la poca nieve que puede ser aun arrancada de la compacta superficie se levantaban esta mañana en la cresta de Petretxema, augurando una mañana "gore" (de gore-tex) y "windy" (de wind-stopper).

Muchos coches en el parking del refugio de Linza. Mucho montañero, pero nosotros solos. Un primer tramo de bosque. Ese bosque, reliquia del pasado, un mixto de hayas y abetos, nos conduce hasta las primeras rampas de la larga cresta occidental del Lapakiza.

El frío viento del Este y la diferencia de presión apalanca las nubes en la divisoria Zuberoa-Nafarroa, por lo que, sintiéndolo mucho, aquellos que han decidido subirse al Kartxela, al Barazea, al Lakora o al Ori, no han podido ver nada, si acaso estirando mucho el cuello por encima del mar de nubes.

La cresta es larga, fácil, y nos permite avanzar sin crampones, excepto en el tramo final a cima, que se endereza a modo de "escalón", y obliga a tomar precauciones.

Seguimos descendiendo en diagonal hacia el collado de Linza, al encuentro de las huellas, de todos aquellos que suben a los clásicos de la zona: Tres Reyes y Petretxema. Con esquíes, con raquetas, con Vibram.

Azul y blanco, azul y blanco. Ya era hora.

De vuelta al valle, atravesamos el cañón entre las paredes de Espelunga y Ezkaurre. Imponente paso.

Paramos en Ansó. Tranquilidad. Y buenos alimentos. Se está imponiendo una cierta burguesa tradición, esto del mantel tras la actividad. ¿Será esto el final? ¿O será el principio?