domingo, 20 de diciembre de 2009

Uzkuiti 1332-Ganbo 1412 travesía Muitze-Alotza. Aralar, Montaña Vasca



El sol anaranja la gran muralla de Aizkorri. Esto promete. En el interior de la Sierra de Aralar pululan las nubes, pero durante la mañana ellas son buenas y se evaporan.

Dos montes nuevos, recorridos con la misma ilusión de mis primeras visitas a Aralar en EGB.

Lo demás, el mismo y revitalizante menú de siempre: Amigos, paisajes, alguna que otra penalidad propia de esta afición, la recompensa espiritual y la recompensa material final, esta vez en forma de alubias con morcilla.

miércoles, 16 de diciembre de 2009

Tai-Chi 2009-2010

Posted by Picasa
practicando el movimiento "la grulla extiende sus alas" en la cima del Pic Aule.
Ya se me veían las maneras.


No pretenderé ahora tratar de explicar qué es el Tai-Chi (quizá a fin de curso), pero me gusta.

Anclar el cuerpo a la tierra a la vez que elevas la mente. Equilibrio, principio y fin, armonía.

Ya estoy en plan pretencioso. Corto y cierro.

Artista txikien txokoa



Posted by Picasa

viernes, 11 de diciembre de 2009

Santuario de Arantzazu-Sendero Gomiztegi. Oñati-Debagoiena, PN Aizkorri-Aratz, Montaña Vasca



Qué decir de Arantzazu, un lugar tan especial. En este adorable rincón de Gipuzkoa, se da una mezcla indisoluble de arte, espiritualidad y naturaleza.

Aquí también tengo que dar gracias a mis aitas, por haberme llevado de pequeño allí varias veces. En autobús, que en mi casa nunca hubo coche.

Los Franciscanos de Arantzazu, cuando ordenaron la reconstrucción del Santuario, dejaron hacer a algunos de los más grandes artistas de la época: Oteiza, Sáenz de Oiza, Lucio Muñoz, Basterretxea, Laorga, Chillida, ...

Hubo, cómo no, durante aquellos años, unas interesantísimas disputas entre frailes y artistas (la cripta, por ejemplo, se ha inaugurado de manera definitiva hace cuatro días, como quien dice). Una lucha entre lo antiguo y lo moderno, entre ópticas avanzadas y menos avanzadas, entre iglesia, sociedad civil y políticos... un El Nombre de la Rosa en potencia.

En Arantzazu hay una romería anual desde Oñati que es muy popular. Están los Franciscanos, esos frailes euskaldunes con estética Star Wars (perdón por la frivolidad) desde el año 1.514. El enorme retablo del ábside es de madera africana, la fachada nos recibe con 14 apóstoles, y la cripta la preside un Cristo crucificado de color rojo.

Hay mil y un senderos que suben a las crestas de Aloña, de Aizkorri, de Elgea, a los prados de Urbia. Si te va la bici, te puedes pegar un buen calentón subiendo a ritmo desde Oñati.

Hay chavalas junto a ancianas vendiendo queso de oveja, las míticas rosquillas de anís, pan de hogaza. Hay un hotel, bares, oficina de turismo, y hasta una Fundación. Hay un precioso sendero en balcón, de unos 4 km., adaptado para ciegos y completamente accesible en silla de ruedas.

Las misas de los domingos llenan la iglesia, el gran Peio Zabala da la previsión estacional según las témporas, y hasta puedes llevar tu coche nuevo a que te lo bendigan.

The Glenn Miller Orchestra. Kursaal, Donostia

Posted by Picasa

Las músicas que más ponía mi aita en casa cuando yo era pequeño, eran: Mejicanadas, trikitixas, y jazz. No está mal. Yo creo que, por fortuna para mí, aquello me ayudó mucho a conformar mis gustos musicales de juventud.

Se escuchaba mucho a Glenn Miller, con esa elegante manera de adaptar la poderosa música negra en bruto, al gusto de las clases medias (mayoritariamente blancas) norteamericanas. Ejemplos de ese pragmatismo inteligente hay muchos en la historia de la música popular.

Por eso, teniendo por un lado el anuncio en el periódico del concierto, y por otro, el aniversario de boda de mis aitas, no había por qué devanarse mucho los sesos para elegir el regalito.

miércoles, 9 de diciembre de 2009

Alegia-Tolosa. Valle del Oria, Gipuzkoa


Observo con felicidad ciudadana, la proliferación y consiguiente éxito de público, de bide-gorris, vías verdes, senderos accesibles y carriles ciclables y peatonales por nuestra geografía.

Nuestra querida N-I, una vez descongestionada al construirse la autovía, alberga, que yo sepa al menos entre Legorreta y Tolosa, una ruta por la que ciclistas y paseantes mueven sus cachas arriba y abajo.

Nosotros hicimos solo el tramo Alegia-Tolosa, por aquello de curarse en salud; llevamos niños que a veces vienen ya cansados desde casa.

Nos calentamos con un café en esa villa antiguamente conocida como Alegría de Oria, uno de esos pueblos oscuros de estos nuestros valles cantábricos (lo digo por lo de las nubes).

La ruta es sencillísima y transcurre en todo momento junto al Oria. Intentamos, no se si con éxito, que los niños se quedaran con el nombre de valle y río. Al fin y al cabo, es el valle que casi siempre nos lleva a casa, aunque luego el curso del río, que es muy suyo, va y se desvía hasta Orio.

En Tolosa celebraban la semana de la chuleta. ¿Cuántes semanas de celebraciones tienen los tolosarras al año? No saben nada, estos.

martes, 1 de diciembre de 2009

Pic de la Géla 2851 (intento) vía normal Cara Norte. Vallée de Badet-Vallée d'Aure, Pirineos




Posted by Picasa

A. y yo logramos disfrutar de la alta montaña otoñal justo antes de la entrada de lo que debe ser el temporal "definitivo" que asiente el invierno.

No se como, pero como siempre consultando las "master pieces" de M. Angulo, encontré esta zona, con numerosos objetivos interesantes (Géla, Aguilous, Campbieil, Pic de Piau). Nos decidimos por el primero, el Pic de la Géla, al que teóricamente se puede ascender por la "normal" de la Hourquette de Chermentas, o así mismo por la Cresta de Aguilous.

Ya bien entrados en el valle, nos decantamos por la normal de la Cara Norte. El pico se presenta algo extraño, con una configuración poco amable: Mucha mezcla de roca y nieve.

Es muy habitual que, en estos meses de otoño tardío o temprano invierno, pasadas nevadas y posteriores vientos Sur hayan tranformado el manto en una dura y brillante capa que obliga a progresar en todo momento con crampones. Crrrisss-crrrasss, crrrisss-crrrass, mmm... bonita música para el montañero.

Desde la Hourquette de Chermentas se inicia la ascensión al pico en sí misma. Son 400 m de desnivel hasta cima. Se salva primero un primer escalón de nieve y roca, para después enfilar una pala de unos 35º en nieve dura, y cuya base acaba en una brecha que da miedo: Una pared vertical que cae sobre las pendientes bajo la Hourquette.

Al llegar al final de esta pala y, habiendo mi compa pasado el recodo tras las rocas (lu ruta sigue en una diagonal), mis fuerzas mentales me abandonan, al tener demasiado presente lo que hay debajo de mis pies, y no confiar demasiado en mi técnica de cramponaje. Comienzo a destrepar, mientras mi amigo sigue en su ascenso seguro y decidido a cima. En palabras suyas: "El tema era que tenía una pala rara al final con escalones, y tramos más pinos, porque lo normal de cualquier monte del que estés en la última pala, es que veas siempre al otro. Fue ahí lo caprichoso del terreno".

Como era de esperar, nos preocupamos mutuamente el uno por el otro. Además, mi móvil se había quedado en el coche. Las palas superiores siguen la misma tónica de inclinación y exposición: Toda la base de la Cara Norte es una pared rocosa. Afortunadamente, a los 25-30', volvimos a tener contacto visual.

La cima no fue el lugar de disfrute habitual, y solo le dio a A. para sacar unas foticos para "dar fe" (el Luisma dixit).

Durante el descenso, paramos a hacer un poco el gili en el muy helado lago de Badet, y por supuesto, seguimos admirando la enorme y espectacular Cara SE del grupo Cambpieil-Estaragne.

Al volver al coche, hacía tanto frío como siete horas y media antes. La nieve seguía igual de dura, y los esquiadores y trabajadores de la ahora desangelada estación de Piau-Engaly seguían en sus casas, mirando al cielo desde la ventana.

martes, 17 de noviembre de 2009

Cola de Caballo-Circo de Soaso 1650 Valle del Arazas. PN de Ordesa y Monte Perdido, Pirineos

En hermosa travesía, llegando a la "Cola de Caballo", bajo el Monte Perdido, con B y un grupo de sarrios en las inmediaciones.

Solos en Zaragoza

vista al salir del hotel

Zaragoza roza los 800.000 habitantes, es la ciudad más importante que nació a la vera del Ebro, es la cuarta o quinta ciudad más relevante de España, está a menos e tres horas de Donosti, y aun así, no la conocía. Tiene, como se suele decir, una "historia milenaria", y por ella han pasado diferentes civilizaciones: Romanos, musulmanes, judíos y cristianos.

Aprovechando los 10 años de noviazgo y mi cumple, B me regala este finde: Zaragoza y Ordesa. Leer aquel e-mail "no te preocupes por la logística... he hablado con mis padres..." fue una gozosa sorpresa, recibida con enorme ilusión y agradecimiento por mi parte.

Con Zaragoza se comete (lo he comprobado estas semanas) ese típico error de quedarse con la imagen que se tiene, sin escarbar: Zaragoza no es una ciudad turística. Te dicen: "¿A Zaragoza?" (Y sin embargo, "todo el mundo" fue a Zaragoza/a la Expo, el pasado año).

V 13/11: Dejamos a los lolailos en Gasteiz, y en dos horas y media entramos hasta lo cocina: Llegamos al hotel sin equivocarnos una sola vez (y no se lo que es un GPS). El alojamiento en cuestión es el Ibis Zaragoza, que está nuevito y perfectamente situado: ¡Frente al Pilar y en un barrio sin OTA! B y yo coincidimos en definirlo como "una albergue de calidad".

Estamos encantados. Solos, en un bello escenario nocturno; con poco equipaje material y mucho emocional.

La Plaza del Pilar de noche es digna de ver y de ser degustada. El telón de fondo, visto desde el lado Este, es sencillamente majestuoso, con la mole granítica que representa Sudamérica como suelo, y la Torre de Zuda como cielo, con una tenue luz iluminándola, haciendo lo real irreal.

Como había que cenar, entramos al Casco Viejo por un lateral, recalando en un garito de esos que apenas quedan por Donosti, con solera y sabor soriano: "El Picadillo". Unas cañitas y unas patatas asadas con carne picada y mayonesa. Muy sabroso y cañí. Empezamos ya a notar la notable amabilidad de los camareros, cosa que a mí, siendo de Donosti, siempre sorprende gratamente.

Seguimos paseando, haciendo una primera incursión, y después nos tomamos un café en un sitio clásico y elegantillo de la zona (nos costaron más los cafés y el patxarán que los pintxos del Picadillo).

Para llegar al hotel, otra romántica pasadita por el Puente de Piedra (el más antiguo sobre el Ebro).

S 14/11: Salimos a desayunar cerca del hotel, para acercarnos enseguida a la Oficina de Turismo en la Plaza del Pilar. Nos informamos, y decidimos hacer la visita guiada a la Parte Vieja, que sale desde la Oficina del Torreón de la Zuda. Antes de acercarnos, recorremos el interior de la enorme Basílica. La visita dura hora y media. Comienza en la muralla romana y finaliza en el exterior de la Seo, y por supuesto es del todo interesante, aunque el guía es novel y no se expresa del todo claramente. Nos da una vuelta por los hitos más característicos de la Parte Vieja.

Destaca negativamente la historia de la demolición (en pocas palabras, por caciquismo) de la Torre mozárabe más alta de Zaragoza (y probablemente de España), en la plaza donde ahora se sitúa el museo de Pablo Gargallo. Esta torre se encontraba inclinada, y lo que podía haber sido la Pisa española, ahora es sólo otro episodio más de la historia negra del arte en España.

Tras la visita, entramos al museo Camón Aznar, que nos habían recomendado. Merece mucho la pena (hay un montón de grabados de Goya, por ejemplo), y además es gratuito.

Es la hora de comer y Vicky nos lleva a un par de bares a picar algo: Una antxoa y una fastuosa ración de alcachofas con foie son la antesala de la comida (a las cuatro de la tarde, horario español).

Por la tarde visitamos el fabuloso y recién reinaugurado Museo Pablo Gargallo. También muy recomendado por Vicky, incluyendo un audiovisual donde ella había colaborado. Recoge una amplia y maravillosa muestra de sus diferentes etapas en la escultura y en otras expresiones artísticas . Un must de cualquier visita no meramente lúdica a la ciudad.



Dada la tardía hora del almuerzo, apenas cenamos algo. Paseamos por el Centro, y acabamos un largo rato en la cola del Plata, el autodenominado cabaret ibérico de Zaragoza ("dirigido" por Bigas Luna; otra efusiva recomendación de Marta y Vicky). Demasiado tiempo de pie, con escasos visos de éxito. "El Plata" triunfa, y como mañana domingo vamos a dormir también frente al Ebro, pues nos permitimos el lujo de meternos a ver "Celda 211", con la firme promesa de volver mañana a ver el espectáculo. La peli mereció mucho la pena y las críticas que había oído no eran exageradas.

D 15/11: Desayuno y en 2h15' estamos en el nevado Parking de la Pradera de Ordesa. Otro lujo del finde: Ir al monte un domingo y no tener prisa por volver a casa. Nos anochece en Torla, tomando un café en un acogedor bar. El día nacía tristón e íntimo, pero en las horas centrales se desperezó para dejarnos disfrutar más del Valle.

Tras ducharnos en el Hotel, El Plata nos esperaba. Disfrutamos mucho del contraste que suponía un día de macizos con una noche de macizas. Los chicos y chicas del Plata hicieron un bonito trabajo, destacando el que iba de trans, que es un verdadero artista, el tío.

L 16/11: Nos quedaba una mañana, y había que moverse: Pillamos un par de bicis en La Calle Indiscreta. Toda la mañana en bici por 0,00 €. Otro pequeño descubrimiento.

Pedaleamos hasta el Palacio de La Aljafería, donde hacemos la visita guiada. Visitamos la zona de la Expo del Agua 2008. Precioso recorrido en bici a ambas orillas del Ebro.

Volvemos al Algo Más a comer de raciones, y cuando los platos se hallaron limpios ya no hubo donde rascar más. Abandonamos Zaragoza felices. Parejas del mundo con hijos que casi nunca salís solos: ¡Escapaos a Zaragoza!

lunes, 16 de noviembre de 2009

Otoño. Bosque de Irati, Pirineos


Hagamos un viajecito en el tiempo. El pasado domingo estuve en Ordesa, y las hojas daban lustre al sendero en el hayedo, pero ya no a las copas de las mismas.

En esta imagen de J, hecha solo un par de semanas antes, lucían tanto, que hasta parecen iluminar la fastuosa corona de colosos del Pirineo Navarro que se ve al fondo.

jueves, 5 de noviembre de 2009

Soy un monstruo de las Galletas



Hace un rato, al abrir el Google, me he encontrado con esto. Las recuerdo tan cercanas, esas tardes de lluvia, entre el bocadillo de las cinco y media, el "Tente" y "Barrio Sésamo"...

A día de hoy, en muchas ocasiones me quedo embobado frente a la tele, viendo con mis hijos Heidi, Vicky o a Triki, anunciándoles con gran esmero que "seguro que acaba comiéndose todas las galletas".

martes, 3 de noviembre de 2009

Sin niños en Bilbao


Después del paseo por Izki y la comida en Gasteiz, los astros se unieron para que pudiera pasar con B la tarde-noche y la mañana siguiente en Bilbao. Solos.

Ella venía de Santander, de un congreso, y yo desde Gasteiz, de un candoroso inento al Soila.

Bilbao es una gran ciudad. No es Berlin, aunque sí es una ciudad densa que ofrece, a los giputxis con pocos prejuicios (prejuicios siempre los hay), una interesante visita.

Nada más llegar fuimos a casa de J & J, en la Paza de la Casilla. Judith, casualmente, asistía con una amiga al ballet cubano en el Euskalduna. Las acompañamos.

Para entonces, y gracias al marido de Judith, ya teníamos asegurado el acceso libre esa misma noche al partido en San Mamés, y dos invitaciones para el Guggenheim para el día siguiente. Habíamos aterrizado con la ambiciosa idea de ver en la misma mañana la exposición sobre el arquitecto norteamericano Frank Lloyd Wright en el Gugg., y la de Murillo en el Bellas Artes.

Cenamos en plan modosito pero efectivo, en "La taberna de los Mundos". Para el café encontramos un pub de lo más molón con una camarera de lo más molona. Mientras todo el mundo veía el partido por la tele, o en el propio campo, allí estaba yo con B, disfrutando del cortado y del Etxeko sin hielo y en tremendo copazo. La chavala de la barra hasta nos invitó a un chupito (¿por qué no me ha pasado esto nunca en Donosti?).

Llegamos a San Mamés justo antes de que finalizara la primera parte. Todo "iba bien": El Athletic ganaba 1-0 al pupas, el Atlético de Madrid, con recién estrenado entrenador. El ambiente era tremendo, como era de esperar. El emplazamiento de las localidades era de lujo; estábamos muy cerca del palco (estábamos muy cerca de los presidentes de ambos clubs, y de un personaje aun mucho mucho más importante que ellos: Javier Clemente). ¡Hay que ser un donostiarra muy tolerante para digerir todo aquello!

A pesar de lo bueno que es Forlán, el partido finalizó con el marcador igual: 1-0. Se pudo oir un brutal resoplido de desahogo al final de los 90 minutos. Pensé el drama que podría suponer allí bajar a Segunda. Inimaginable.

Atravesamos todo el Centro para volver al hotel, junto al Nervión. Otro bonito paseo.

El domingo amaneció con el mismo bochornazo; la lluvia no llegaba. Tampoco había prisa. Fuimos directos al museo/fenómeno de masas de Frank Ghery. Como decía, sólo nos gastamos los 2 € de la audio-guía.

La exposición sobre Lloyd Wright es potente, profusa e interesante. Imagino que los estudiantes de arquitectura acudirán corriendo a verla. Un gran arquitecto, visionario y con un punto utópico y hasta inocente.

Estaba claro que al Bellas Artes ya no íbamos a ir. La audio-guía (de gran calidad) había hecho la visita más lenta y enriquecedora de lo habitual en otras visitas a museos, y nos apeteció más acercarnos a Las Arenas, a ver el "Puente de Bizkaia", el famoso puente colgante que une las orillas de la ría entre Las Arenas y Portugalete, y que ha sido el primer monumento de origen industrial en ser nombrado "Patrimonio de la Unesco" en toda España.

Unas cuantas fotos después, y tras comer un pintxo en un "bar de barrio" en Portugalete, tomamos el metro de vuelta a Bilbao.

Tras retirar nuestras mochilas, terminamos nuestro turisteo con un viaje en el tranvía desde el puente de Calatrava hasta la estación de Termibus. Y aquella noche, llegó la lluvia, y llegó en tromba.

Fuego en Pirineos. Collado de Tapla-Irati, Pirineos

la foto, tomada a las 7:10, me la ha pasado un amigo; no es mía, Autor: J.A.G.

¡Que alguien llame a los bomberos, que se quema el Pirineo!

Corres. PN de Izki, Montaña Vasca


El pasado sábado, desde Gasteiz, fui con Aimartxo a Corres, donde se encuentra uno de los accesos a las rutas del Parque Natural de Izki.

Mi idea inicial era subir al Soila, lo que a mí me hubiera llevado unas dos horitas, maomeno. Al ir con Aimar, a los tres minutos de iniciar el sendero, me dice: "Kotxera joan nahi dut", y, un poco después "Bidea bukatzen ari da, ezta?".

Es decir, no es que estuviera cansado, sino aburrido. Más aburrido que una ostra. No tenía ni coches, ni amigos, ni hermanos, ni madre a la vista. Sólo a su padre, figura muy apreciada por él, pero no suficiente motivación aun para darle a la zapatilla.

Así pues, dimos una vuelta por el pueblo, y bajamos, en unos 10', a la preciosa área recreativa junto al río. Apenas jugó en el parque. Eso sí, dio buena cuenta de los gusanitos de La Basi.

Pude disfrutar algo de los colores del bosque de este último fin de semana e octubre, aunque desde las alturas de Soila hubiera sido más reconfortante. Qué duro tiene que ser tener un aita pelma que siempre está pensando en llevarlo a uno al monte.

Pd. No hay fotos, de momento. La cámara está en casa de mis suegros.

Tres Reyes 2444 integral Valle de Belagoa. Larra-Belagoa, Pirineos


G el impenitente, me cuenta: "El sábado nos fuimos a la mesa desde Belagua, subimos por el laberinto de Larra hasta el collado de Anaye (al que sales desde Lescun). Luego buscando por otra zona de rocas subimos al collado de Ourtest (la subida que usan los franceses).
Hasta la cumbre, 4,5 horas de no ver ni un urogallo por Larra, a tener que pedir sitio para pisar la cima.

La bajada la hicimos por la cresta pasando por Budogia, y vuelta por Larreria al refugio de Belagua: 9h00.

Bonito; la zona de Larra precioso aunque duro: Mucha vuelta, subidas, bajadas, ... "

miércoles, 28 de octubre de 2009

Recolección de Otoño: Futuro Patxaran DO Andelos


Posted by Picasa

Como comentaba anteriormente, a nuestro regreso de Andelos-Mendigorria, disponíamos de la materia prima fundamental para elaborar (bueno, se elabora él solo) el licor de patxaran, esa bebida tan apreciada por estos lares. Y con razón apreciada.

Pero nos restaba acabar la faena: Pedir al del bar del Polígono café en grano y botellas de licor vacías. Comprar una garrafilla de "anisado" alavés (guardamos un tarrito para los bizcochos caseros), y mezclarlo todo ello con unos toques de minuciosidad infantil: Echamos los granitos de café uno a uno.

Mientras se va enrojeciendo, haremos unas etiquetas artesanales ad hoc.

Si nos sale la mitad de bueno que aquel glorioso patxarán de Artajona del aita de un amigo, que por supuesto siempre nos pulíamos cada vez que nos invitaba a su txoko, me doy con un canto en los dientes.


viernes, 23 de octubre de 2009

"Lobo saltando sobre cerca", José Luis Rodríguez. Wildlife Photographer of the Year 2009


Para este blog, que tiene como subtítulo "El sueño de la ruta del lobo", esta foto podría ser perfectamente "la imagen" del mismo.

Una absoluta maravilla, tomada (hasta donde yo se) en condiciones no-controladas, es decir "a pelo", con una Hasselblad y una barrera de infrarojos artesanal.

La noticia viene de aquí.

Y, la próxima vez que le lea a mis hijos otro libro donde aparezca un luppo (en la literatura infantil sí que son abundantes), volveré a insistirles en lo de que ellos no son malos, y que en realidad nos tienen más miedo ellos a nosotros, que nosotros a ellos.

O sea, que les leo el cuento, y luego voy y se lo desmonto. Y me miran raro, claro.

El País Digital, hoy 20.01.10: La imagen de un lobo ibérico saltando una cerca en mitad de la noche, obra del fotógrafo español José Luis Rodríguez y ganadora del galardón Veolia de Fotografía de Naturaleza de 2009, ha sido descalificada hoy por los organizadores del premio por considerar que vulneró las reglas del concurso. En un comunicado difundido hoy, el Museo de Historia Natural de Londres y la revista de naturaleza de la BBC, convocantes del prestigioso premio, manifiestan: "Nos entristece confirmar que después de una investigación cuidadosa y exhaustiva de la imagen (...), hemos descalificado la fotografía ganadora del fotógrafo José Luis Rodríguez".

lunes, 19 de octubre de 2009

Ruinas de Andelos. Mendigorria, Navarra Media


Las ruinas de la ciudad romana de Andelos fueron una interesante excusa para que todos respiráramos amigos y aire sano.

Y como habíamos viajado tan atrás en el tiempo, nos volvimos seres recolectores: Las endrinas no dan para un primer plato, pero dentro de aproximadamente unos siete meses alimentarán alguna sobremesa.

Visita aquí, comida y juegos aquí.

"Escápate, mi Amor". Sevilla 2009


Me se yo de una que se tenía bien ganado el fin de semana en Sevilla, y que tiene créditos acumulados de sobra como para escaparse por ahí a disfrutar siempre que quiera.

Collarada 2886 vn Valle de Ip. Valle del Aragón, Jacetania, Pirineos

el skyline, hacia el Este, desde la cima de la Collarada

Otro de los montes que NO he hecho yo, pero que los siento casi como "propios". Un ascenso a cima "express"...

"Salí de Donosti a las 5:10 y para las 07:45 más o menos estaba en Canfranc. Empezaba a amanecer entonces, y el viento pegaba bastante fuerte. Sales por una pista que va camino a Canfranc estación, y al poco ya, te metes en el valle, pasando por debajo de un puente antiguo de la via de ferrocarril.

Bonita subida por bosque, con tramos que pican bastante, aunque tienes opción de coger viras mas llevaderas en vez de las cuestas más directas. Según vas saliendo del bosque, habiendo cogido ya una altura elegante, te das cuenta del pedazo tajo que has dejado abajo. No se llega a ver nítidamente, pero el agujero es muy considerable.

Tras esto ya sigues adentrándote en el valle, y vas viendo el final del circo. Pasas a la altura del famoso corredor que queríamos hacer [NO], y se intuye muy guapo para invierno. Me parece bastante interesante la actividad (igual mejor que invierno, primavera, con nieve a partir de su entrada). Luego ya entras al fondo del valle propiamente dicho, viendo un poco todo el despropósito que se construyó allí para realizar la presa, con una pista-carretera incluida, y un teleférico por el que subían material desde Canfranc-Estación.

Por lo que he leído por ahí, la cosa está bastante bien ahora, ya que han limpiado y quitado un montón de barracones y basura. A pesar de todo, en un sitio precioso. Se siguen viendo construcciones y restos de otras, con cemento de canalizaciones de agua y hierros oxidados antiguos. En favor hay que decir que hay un magnífico refugio abierto hace poco para los montañeros.

Me planto en el dique de la presa en 2 horas exactas, y me da la sensacion de que voy muy por debajo de los tiempos que he leído. Las vistas son magníficas. Estamos debajo exactamente de la Collarada, y en semi-circulo, se ven La Moleta, La Pala de Ip, la Punta Escarra, la Pala de Alcañiz, El Cuchillar, Pico Nevera.

La ruta trata de bordear el lago dejándolo a nuestra izquierda. Los hitos marcan la ruta buena a seguir, que no tiene ningún problema con buen tiempo, seco y sin nieve, pero se me antoja expuesto de acabar en el agua, en caso de estar humedo, hielo, nieve, etc. A continuación se trata de llegar al collado de Ip, por una pedrera-cascajera del horror, de estas de un paso palante y dos patrás. Se me hace bastante dura, y me doy cuenta que he corrido demasiado al principio.

A todo esto decir que el día es de postal: Ni una nube, no demasiado frío, aunque sí con bastante viento. Desde el collado, cambio de tercio total mirando dirección Sur, donde los montes más bajos y las llanuras son la tónica, con Peña Oroel enfrente. Me gusta mucho esta vista al otro lado del collado de la Collaradeta. Se ve muy bonita, y me gustaría hacerla, pero es demasiado y aún me queda subir la pala final de la Collarada. Por la amplia cresta Este, se coge altura rápido, para en la parte final acabar superando una parte rocosa sin excesivos problemas.

Son las 11:45 y por fin estoy en la cima del monte que he visto montones de veces y que por h o por b no he subido núnca.

Vistas espectaculares a absolutamente TODO. Llama la atención la falta de nieve hasta en los colosos de tresmil metros.

Bueno, y ahora faltan bajar 1800 y pico de desnivel. Hasta el collado sin problemas, y del collado al lago, patinajes artisticos, derrapes, y sacando humo a los cuadriceps. En el lago me llaman la atención varias familias con pocas pintas de montañeros (aunque el hábito no hace al monje, por supuesto); se acercan alegramente por la pista hacia el lago. Me pregunto si hay posibilidad de subir de forma mecánica desde Canfranc-Estación, porque desde donde he subido yo, la ascension es elegante.

Como, bebo y estiro, y continúo saliendo del valle, para lanzarme en picado por el bosque de nuevo hacia Canfranc. Como en tantas y tantas salidas, me parece inverosímil que haya podido subir tanto, tan solo unas pocas horas antes. Llego al coche a las 15:00, bastante roto muscularmente y pienso cuánto mejor se va acompañado al monte. Me salen 7 horas entre subida y bajada, cuando en las reseñas que he leído marcan entre 9 -10, y hasta las 12 que le da el prudente de Angulo.

Estiro un poco, me cambio de ropa, y me voy al área de recreo al lado de Villanúa, donde me como un paquete de patatas fritas con una cocacola mirando la vertiente Sur del monte, más contento que el "pipas".

sábado, 17 de octubre de 2009

"Baserriko saltsa". CC Ernst Lluch, Donostia


El pasado sábado por la tarde lo solventé llevando a los lolailos a esta lograda obra, que nos dice que no tiene por qué ser cierto ese dicho tan malsano de "piensa mal y acertarás".

Mantengamos la inocencia un poquito más...

jueves, 15 de octubre de 2009

Un "Up" de pacotilla. Denver, Colorado



Si acaba bien esta aventura, será grandioso.

21h35: ¡Toma tierra!
21h40: ¿No hay niño?
21:52: No hay niño...

Una preciosa historia de amor paterno: "... El niño que sobrecogió a EE UU con su supuesto viaje en globo sugiere que todo fue un montaje de su padre".

El espectáculo ("we did it just for the show...") está matando al periodismo, y al resto nos consume la poca inocencia que nos queda.

Funtastic Dracula Carnival. Benidorm, Costa Blanca

lo de menos terminó siendo el festi...

Esto es disfrutar: Lo que hizo, B, mi "1º de cuerda", este pasado fin de semana en esa meca del mega-turismo mediterráneo llamado Benidorm. Aquí su texto, fresco como el agua del Cantábrico:

"No conseguimos salir hasta el viernes a las 17:00 horas, porque J, el que llevaba el coche, le ha dado por apuntarse a la Uni a sacar "Peritos" con 43 tacos (es mi ídolo). El resultado fue plantarnos en Benidorm a las dos de la mañana, tras hacer el viaje tranquilamente con varias paradas, incluyendo una en Teruel, constatando que realmente existe.

La llegada a Benidorm
en la noche fue "total". Flipamos con el skyline todo iluminado, y nos pareció de unas dimensiones rollo Manhattan, con un número parecido de rascacielos. Nos costó bastante encontrar mi hotel, y tras hacerlo, allí me dejaron mientras ellos iban a buscar su apartamento. Al día siguiente me enteré que les había costado una hora más de reloj dar con el sitio.

Me hago unas risas con la de recepción el hotel, a la cual le hago muchísima gracia llegando a esas horas y con esa cara de despiste y desorientación. A la mañana siguiente tras desayunar, como tengo claro que mis horarios y los de mis amigos son como en "yin y el yan", salgo a la playa y empiezo a patear, empezando a coscarme realmente de donde estaba. Estoy en la otra punta del mundo de lo q es el centro y sobre todo de donde estan mis amigos, q es cerca de la playa de Levante. Yo estoy en la de poniente, que se ve larguísima, tras esta, está el centro, y después la de Levante, que es muy larga también, así que a andar se ha dicho...

Voy andando por la orilla, y tras observar con ojos de buho todo a mi alrededor, me voy descojonando yo sólo de la risa, mirando las vistas que se me ofrecen y la gente que pulula por allí. Las primeras carcajadas son mirando el despropósito arquitectónico de la ciudad; rascacielos y casas sin orden ni sentido de ningún tipo, en la que todo vale con tal de rellenar el mayor número de plazas hoteleras y apartamentos posibles.

El día es cojonudo, el agua está caliente y sigo caminando viendo corrillos de jubilados haciendo su gimnasia diaria. Llego a la zona central, que da a la parte vieja de Benidorm y es separación con la playa de "Levante", y al ser lugar más cercano al centro, el espectáculo playero va creciendo. Desde el señor con la bandera española encima de la sombrilla, los grupos de gimnastas jubiletas, que tras su ejercicio se reunen en enormes corrillos en la playa, y con un director de orquesta empiezan a entonar la tonada "... cuando en la playa la bella Lola... " y otros hits de su época.

Me lo estoy pasando bomba viendo todo esto, y fotografío a todo lo que se mueve. Echo un vistazo a lo viejo, confirmando algún retazo que tenía de la zona, una vez que me llevaron de txiki mis padres. Veo la calle del "coño" que la llaman
también de los vascos (por el encontronazo de la gente diciendo "coño tu por aquí"), y paso a la playa de Levante, y empiezo ya a caminar por el paseo marítimo, porque otra pateada por la arena, esquivando todo y a todos (se ve más gente en esta playa) ya iba a ser más excesivo que alguna salida pirenaica de las nuestras.

El Sol pega de lo lindo, y consigo llegar hasta el final de la otra playa, estando totalmente en la otra punta de Benidorm de donde me encuentro alojado. Vuelvo sobre mis pasos con la lengua pastosa, y veo un txiringito en el que pone "Pintas a 1,50 €" y ahí que me quedo. En la zona que estoy ya es dominio inglés 90 %, y con una deshidratación del copón le pido una pinta a una madura pero guapa camarera guiri, mientras observo la fauna que tengo sentada en la terraza de al lado.

El txiringuito está de lujo: Cerveza barata, camarera guapa, y agua pulverizada saliendo de unos tubitos del techo para refrescar el ambiente. Me doy cuenta inmediatamente de que va a ser un sitio clave durante nuestras fugaces vacaciones. Me tomo una, y suena el móvil. Por suerte uno de mis amigos se despereza y dice que viene donde mí, porque, casualmente, el chiringo en cuestión les queda cerca de sus apartamentos. Cuando llega donde mí, ya me he pedido la segunda y estoy con un "sopapo de impresión", a las 14:00 horas y sin haber comido.

Mi amigo J, empieza a ver el percal, y a empaparse del ambiente, y él, que era muy escéptico con el lugar, ya empieza a decir que se lo está pasando de puta madre y que ya sólo por el tema chiringo-playa, ya merece la pena haber venido, independientemente de los conciertos.

Al rato, llega el tercero en cuestión, que es un mitómano coleccionista de absolutamente todo lo que te puedas imaginar. Su primer objetivo era conseguir una camiseta del "Naranjito", cosa que resultó imposible.

Le comenté que les iba a llevar a un sitio a comer, y que concretamente a él se le iban a saltar las lágrimas de la emoción. Había controlado el garito cuando andaba por ahí sólo de excursión. El garito en cuestión, tenía un poster gigante en la entrada de "María Jesús y su Acordeón", la mítica cantora del tema de nuestra infancia "pajaritos por aquí, pajaritos por allí, cuando acabas de nacer, tu colita has de mover, chup-chup-chup-chup). Como preveía, el sitio causó sensanción, y mi amigo no hacía nada más que mirar a todos los sitios para ver si aparecía ella, para que le fimara en una servilleta.

A todo esto, comentaros, si vais por la zona, que no comais allá, a no ser que seáis fans de ella, porque gastronómicamente el sitio no vale nada. Tras esto, vueltita por la city, y separación de nuevo cada uno a sus aposentos, que a los míos era toda una aventura llegar por la distancia. Por supuesto me pegué el enésimo baño antes de entrar al hotel. Del concierto no cuento nada especial porque es más de lo mismo que siempre. Decir como comentario que a la vuelta del primer día, llegué a la entrada del hotel a las 3 de la mañana, y la puerta no se abría. Yo venga que dar un pasito patrás y otro palante, para que me detectara la fotocélula, mientras la de recepción muerta de la risa. Tras abrirme la puerta me dice que a la noche la tienen cerrada adrede.

A la mañana siguiente más de lo mismo, repetí operación. Me fui andando por la playa mientras mis coleguis se levantaban. Muchas paradas para baños, con un agua bien limpia, y volviendo a ver a mis amigos los jubiletas haciendo gimnasia y cantando. Acabé en el txiringo de nuevo, mientras bajaba otra vez el primero de mis amigos. Mientras lo hacían, en la terraza estaban tocando en vivo, en pleno medio día, un par de personajes. Tocaban clásicos de Lou Reed, Eric Clapton, y todo de ese palo, mientras los ingleses se soplaban las pintas como si fueran botellas de Insalus.

Cuando nos reunimos ya los tres, les hice alusión al bonito escote de "Dolly Parton", que era la camarera del txiringo. Le puse así por su parecido con la actriz y cantante yanki, con esa carita redonda, ojos azules, pelo rubio y generoso busto que tenía. De pasó les expliqué lo que era el "cuadro vichy", que lucía como estampado en el sostén la buena de Dolly.

Comimos en otro garito de la zona, nos dieron las 18:00 mientras acabábamos de comer, y para bajar lo digerido volvimos al chiringo (ya dije en la primera parte que en cuanto lo vi, me di cuenta de la importancia que iba a cobrar el lugar en cuestión). Unas pintas mientras nos iba oscureciendo, y ¡¡habemus milagro!!: J dice que "se va a bañar", y JM (el mitómano) que es un ser nocturno, habitante de las inmediaciones de la Calle San Martín en Donosti, y que no se bañaba en el mar desde hacía 20 años según sus palabras, dice que igual se baña.

El baño fue apoteósico, con la puesta de Sol sobre el skyline, la playa vacía de gente, y tres tíos medio cocidos a pintas: nos echamos grandes risas. El mitómano, como no pisa playa en su vida, estaba blanco como un albino, y entre el oscuro de la noche, y que no salía de la orilla porque no sabía nadar, parecía una Beluga varada en el arenal. Tras hacerles una exhibición de natación sincronizada (me salió todo muy natural, medio manga), alguién dijo al vestirnos de nuevo la frase fatídica a la que tanto miedo tenía "¿habrá que tomar un pote antes de ir al hotel no?".

Si recapacitas sobre esta frase, aquí en Donosti "un pote" significa tomarse un zurito y pacasa, pero claro, allí era tomarse una pinta con sus consiguientes 550 cl de contenido, que no es exactamente como los zuris de la zona. Uno se raja, y dice que él caña, por lo cual le pido a Dolly dos pintas y una caña. Ella, amablemente, con su acento extranjero me explica que a partir de las 20:00 esas bebidas cuestan un € más, tras lo cual yo le digo "que saque dos pintas y una caña".
Seguía siendo un chollo comparado con esto.

Tras esto ya nos dirigimos de nuevo a cambiarnos y ducharnos para ir de nuevo al concierto nocturno. Antes de ir vuelvo a quedar con ellos para cenar antes de entrar, y nos dan casi las 00:00 horas, por lo cual ya sabíamos que nos habíamos perdido a los 3 primeros grupos de los 6 que tocaban. Pero es que, inmersos en aquel ambiente, nos la sudaban los festis, que acabaron siendo un tema secundario.

En el concierto, un conocido nos comenta que un miembro del donostiarra grupo "DDD" con el que había hecho el viaje desde Donosti y habían alquilado un apartamento desde el Viernes, aún no había aparecido en él desde que llegó (y era Domingo noche ya) (...). Me ambienté más el segundo día de conciertos; ví a un grupo que me moló mucho, y tras unos bailoteos me agarré un taxi para volver al hotel.

Mi amiga recepcionista me esperaba con una sonrisa de oreja a oreja. Por lo visto en ese hotel, de familias con niños, yo debía ser el único que llegaba a las tantas. Lástima de tan corta estancia, porque estoy convencido de que hubiéramos acabado siendo grandes amigos al cabo de unas cuantas noches más (si es que hubiera sobrevivido).

Al día siguiente ya no quedaba más que hacerse la maleta y volverse. Así lo hicimos, y nos volvimos a despedir con otro gran baño comunitario.

Resumen: "
I LOVE BENIDORM!!"

lunes, 12 de octubre de 2009

Travesía Rentería-Lezo-San Juan-San Pedro. Oarsoaldea


Paseo de infancia revisitado, II.

A punto de venirse abajo por un inoportuno chaparrón, resistimos, y así, pudimos disfrutar del posterior cambio metereológico, y también de la emoción de los niños al cruzar la ría de Pasaia en la mítica txalupa.

Lau Haizeta-Fuerte de San Marcos. Oarsoaldea

desde San Marcos, viendo acercarse la lluvia desde La Concha, pudimos hacer la cuenta atrás
del tiempo que quedaba para mojarnos: "4, 3, 2, 1, ... "

Paseo de infancia revisitado. Esta vez, con ascensor incluído para ascender a la parte alta del Fuerte Carlista.

lunes, 5 de octubre de 2009

Marcha Hoyos de Iregua 2009. PN Sierra de Cebollera, Cameros, Sistema Ibérico



Este fin de semana ha estado dedicado a los vecinos riojanos.

El sábado desarrollamos la “Operación Calzado” en Arnedo. Los “pieces” de los lolos crecen que no veas. No se si cayeron 6 ó 7 pares en total. Arrasamos. Para compensar el gasto, comida casera en el parque infantil. Cómo se estaba, qué temperatura más gloriosa. Hasta eché una mini-siesta en un banco…

Eran fiestas, ya estaban acabando. Las cuadrillas sacaban sus planchas gigantes a la calle y allí se preparaban sus carnes, sus setas, sus piperradas.

Llegamos a Logroño a media tarde. Un poco de parque, y al meollo: La Parte Vieja. Ambientazo. Por ejmplo: Una cuadrilla de castas, con guitarra y congas incluídas, cantaba en un bar frente al “Carabanchel”. Nos pimplamos tres pintxos (de chuleta, de cochinillo, y la tortilla de patata con picante), con sus correspondientes vinos (del año, adoro ese vino, “como el que sirven en los bares de Laguardia”).

Los niños también disfrutaron, a pesar de no ser su ambiente. Al haber música callejera, cierta algarabía y jovenes disfrazados (anti-estéticas y siempre presentes despedidas de solter@), les cogía en brazos y me marcaba unos bailoteos con ellos. Buen final de sábado. A las 11h30 estába ya en la cama.

El domingo el despertador tenía que sonar a las 6h30. La marcha se denomina “Los Hoyos de Iregua” y hacía su edición XV (ya la habíamos probado en 2007). Lo de "Hoyos" hace referencia a unas lagunitas (secas en verano), que sería el humilde (pero bello) equivalente al ibón pirenaico. Geográficamente se encuentran bajo la vertiente Norte del Pico bajo el que pasamos, el Castillo de Vinuesa. La Sierra de Cebollera, aparte de bellísimos bosques y otras joyitas, guarda claros ejemplos de formaciones de origen glaciar (circos, laguitos, paredes, pedreras, …)

F condujo unos 50’ hasta Villoslada de Cameros. Ni él ni yo llevábamos cámara de fotos, así que tendría que arreglármelas con la cámara del móvil. Algo es algo. Iba ligero (ya que yo no estoy ligero, tengo que aligerar en el material, jojo), con las zapas de monte, chaleco y porta-bidones a la cintura.

El recorrido de este año ha sido de 32 km., y parecía menos duro que el de 2007, ya que se subía a 2000 m, luego se mantenía bastante la cota, para bajar en la última parte. En 2007 el perfil era en “M”; se hacía subida-bajada-subida-bajada.

A los ocho kilómetros era la primera paradita para re-desayunar, y justo después se tiraba para arriba, poco a poco hasta el Castillo de Vinuesa. Zonas de bosque y praderas preciosas durante todo el recorrido. Bajo el pico, al que la Organización recomendaba no subir (tema de seguro, es bastante rocoso y empinado), estaba el 2º control de paso. Desde allí en 2 kms. se llegaba a la zona donde daban el avituallamiento fuerte (bocata, sandwich, caldo, vaso de vino, agua, aquarius, manzana). Unas fotos de la ambulancia “pick-up” y del camión de bomberos amarillo para Aimar, y a seguir la marcha. Repecho majo para retomar las pulsaciones.

Los kilómetros se sucedían en una larga travesía (más larga cuanto más pieneses en llegar) en nivel de cota y ligera bajada hasta el último avituallamiento, a tres kms. de meta.

El calor había recalentado mucho nuestros cuerpos, sobre todo en la última parte, fuera del bosque. Además, Fer se había lesionado en la rodilla. Ya en el frontón, le encargué que me cogiera los obsequios porque me estaba mareando un poco. No había tenido síntomas de agotamiento pero sin duda la mezcla del esfuerzo con el calor me había puesto a prueba. La Coca-Cola de Villaneva de Cameros me entró como una gloria. Eso sí, parece que se la tomó Chiquito de la Calzada (“no puedor-no puedor”), porque una vez más, las ampollas eran de escándalo. El líquido que me dio Bea del hospital no me hizo ningún efecto.

Tras la ducha en Logroño, bajé un ratito a tomarme el café y a hacer acto de presencia en el parque.

La ruta hasta Donosti la hizo B en 2h10’.

Espigüete 2450 Cresta Este-Canal Norte. PN Fuentes Carrionas-Montaña Palentina, Cordillera Cantábrica

Posted by Picasa
cresta cimera del Espi

El pasado sábado, mientras hacíamos acopio de calzado para los lolailos en Arnedo, A & A subían al magnífico espigüete en mi adorada Montaña Palentina, sin duda uno de los mayores descubrimientos que un montañero y/o amante de la naturaleza puede hacer en España:

AF: "La cresta nos pareció muy bonita, pero bastante fácil. Nos la imaginábamos con un poco más de ambiente. Es larga eso si, por ser itinerario 100% de cresta, pero la subida se te hace muy corta. De vistas acojonantes, porque se veía absolutamente todo.


Por supuesto los de al lado: Pico Murcia, 3 Provincias, Peña Prieta, Curavacas. Se veían los dos macizos de Picos, diferenciando clarísimamente Peña Santa. Todos los montes de la zona de detrás de Riaño, y hasta los de Galicia, según Edu. La bajada por la norte es tirarse poco más o menos que en picado por una pedrera del horror. Conviene no llevar nadie detrás, por tema piedras. Nos fue indicando Edu las posibles vías de invierno (el se había bajado esquiando la norte este invierno). Al ser tan cerrada debe guardar la nieve hasta super tarde, por lo visto. Es una auténtica muralla, y parece mentira cuando la ves de frente, que pase un camino por ahí, buscando el itinerario más lógico y menos pino.


Hemos visto varios ciervos, con una cornenta del copón, y ya te digo q a la noche estaban cachondos perdidos, y era increíble los berridos que pegaban sin parar hasta después del amanecer".

AA: "... Las noches, un poco duras, con los ciervos cachondos perdidos. Cualquiera se alejaba a mear por la zona... ".